¿GAFAS DE VER EN LOS CHINOS? EQUIPOS DE AUDIO, ¿DE BAJA CALIDAD? Y TÚ, ¿QUÉ COMPRAS?

La calidad en el audio está muy denostada, escuchándose expresiones del tipo “a mí con que se escuche “bien” y fuerte me vale” o “yo no tengo oído, así es que no me importa escuchar más o menos los detalles”. Estas y otras frases típicas sin sentido ni argumento son las que han ayudado en nuestro país a extender una idea errónea y que puede salir muy cara a la larga.

 

¿Qué es la buena calidad de sonido?

La buena calidad de sonido significa que puedes escuchar a muy bajo volumen y aun así seguir escuchando perfectamente la música, evitando, además, la contaminación sonora.

Con buena calidad de sonido se transmite mucho más, llegando a las emociones y provocando el aumento del nivel de endorfinas, las células de la felicidad.

Tu oído es un mecanismo ultra-refinado para captar cualquier matiz de los sonidos, la música, incluso superando los umbrales de las frecuencias auditivas, el oído capta las vibraciones que produce un buen sistema, ¿Por qué maltratarlo con mala calidad? ¿Acaso alimentas tu cuerpo con pizza congelada 365 días al año? No es ninguna tontería, el oído es una parte fundamental de nuestro cuerpo al que debemos prestar más atención de la que se presta.

Una perfecta infografía sobre la calidad del audio digital explica los formatos que podemos encontrar en el mercado para escuchar sin perder calidad.

Audeze sine

Un buen sonido requiere un buen equipo

Para que podamos seguir hablando de un sonido de calidad no puede utilizarse para su reproducción un equipo mediocre, el equipo a de ir en consonancia con la buena música y por ello tenemos que tener muy en cuenta:

-El equipo garantice todo el rango de sonido posible, emitir las ondas sonoras con el máximo de fidelidad, es decir, que la música llegue a nuestros oídos como si estuviéramos en el propio estudio de grabación, sala de conciertos, etc. Donde todo tipo de armónicos y detalles son apreciables y disfrutables.

-Altavoces en sala; en cada altavoz encontraremos los twitters y los mid-woofer y/o woofers. Los woofer son usados para frecuencias medias y graves, los mid-woofer para frecuencias medias y los twitters se utilizan para frecuencias altas (agudas).

-Tamaño de los altavoces y cajas de resonancia de los mismos. Diseños clásicos con tamaños grandes de caja de resonancia transmiten más frecuencias graves, como los DALI OPTICON 8, pero actualmente la tecnología permite transmitir el cuerpo de la música desde diseños “pequeños”, por ejemplo Ruark MR1 o los auriculares de Audeze o Grado.

DALI OPTICON 8

 

-Material con el que estén construidos los altavoces. Lo mejor es utilizar laminados prensados a alta presión o compuestos de alta masa de fibras vegetales naturales de esta forma se minimizan las vibraciones.

-Formato o configuración de la caja acústica. Principalmente, existen dos tipos de caja acústica, la sellada y la bass-reflex. Las selladas ofrecen un sonido más plano en baja frecuencia, sin retardos, más pequeñas y fuerzan menos los drivers. Las bass-reflex tienen un tubo por el que sale aire del interior que mejora la respuesta a bajas frecuencias incrementando los graves.

-Buena regulación del volumen, el circuito de transmisión no tiene que modificar la señal musical.

-Aislamiento sonoro y mecánico del altavoz. Con materiales absorbentes internos como fieltro de alta porosidad, dependiendo del diseño.

-Garantía de calidad por fabricantes reputados y distribuidores homologados por la firma.

Todas estas características las podemos encontrar entre el gran catálogo de productos de Sound & Pixel, productos que ofrecen la máxima calidad de audio, adaptándose a las necesidades de cada consumidor. Nos preocupamos, y mucho, para que nuestros productos cumplan todos los requisitos y que en consonancia produzcan la mejor calidad del sonido con los mejores equipos del mercado.

Ruark MR1

¿Qué consecuencias podría tener escuchar audio de baja calidad?

Por culpa de la mala calidad del sonido el oyente deja de escuchar parte de los temas y es más difícil darle sentido a lo que escuchamos. Que el sonido sea de calidad es esencial para la labor del intérprete u oyente.

Las deficiencias del sonido también pueden llegar a producir más cansancio del habitual y muchas veces son una fuente de estrés y distracción adicional. Además, cuando se superan los niveles soportables, por el ser humano, de sonido (contaminación acústica) comienzan a aparecer los diversos trastornos auditivos, sociales y nerviosos.

El sonido afecta al cerebro, uno de los principales motores de nuestro organismo ya que las ondas mecánicas que nuestro oído recibe son captadas por el cerebro a través de impulsos eléctricos. Si esta recepción es positiva, música de buena calidad, entonces provocará múltiples beneficios

Recomendaciones para “alimentar” bien nuestro cerebro

Escuchar música con calidad aporta beneficios al cerebro

Nuestro cerebro es capaz de captar sonidos por debajo de los 20 Khz, de forma que este proceso es, en muchas ocasiones, involuntario y todos lo hacemos. Que el cerebro forme parte de este complejo proceso, desde que el oído externo capta el sonido hasta que en el oído interno las células cilíadas se transforman en impulsos eléctricos, es fundamental para la correcta comprensión y asimilación de los sonidos. Así mismo el cerebro tiene la capacidad de rechazar sonidos en favor de una mejor comprensión. Esto ocurre por ejemplo cuando estamos manteniendo una conversación con otra persona en medio de un ambiente ruidoso. El cerebro se concentra en escuchar solo a la persona y obviar el ruido de alrededor.

Para que todo siga funcionando correctamente y podamos alargar nuestra vida auditiva, que el sonido que llegue hasta nuestro cerebro sea de calidad es primordial y fundamental para evitar daños, así como lo hacen la buena alimentación y el deporte.

 

No hay excusas cuando se trata del cuidado de nuestro propio organismo. Por ello, si tus oídos quieres cuidar, productos de Sound & Pixel tendrás que comprar.

SUSCRÍBETE A NUESTRA NEWSLETTER

Introduce tu dirección e-mail

Y no te pierdas ninguna novedad